Ads 468x60px

La fe en Dios mueve montañas

Sermón: La fe en Dios mueve montañas.  

 

 

 

Jesús lo dijo así: “De cierto os digo, que si tuvieres fe como un grano de mostaza, diréis a este monte: Pásate de aquí a allá, se pasará, y nada os será imposible”, según el evangelio de Mateo 17:20. Nuestra fe en Dios mueve montañas.  

La fe en Dios nos impulsa a avanzar a pesar de las dificultades y obstáculos. La fe en Dios está por encima de los que nuestros ojos ven. La fe en Dios es aquella certeza de la victoria en Cristo, y la seguridad plena de lo que no se ve, pero Dios ya ha realizado a favor de nuestras vidas.  

Debemos tener en cuenta que nuestro cuerpo está equipado con sentidos naturales que nos comunican con el mundo exterior y material, y nos permiten percibir, ver, sentir, oler, entre otras cosas.    

La palabra de Dios nos dice que son los sentidos del espíritu los que nos permiten percibir y ver el poder, la gloria y las evidencias sobrenaturales del reino de Dios en nuestra vida terrenal. 

Es importante recordar aquí que el apóstol Pablo por el Espíritu dijo: “andamos por fe, y no por vista”, según 2 Corintios 5:7. Es la fe la que nos lleva a caminar por los senderos del poder sobrenatural de Dios.   

Es ésta fe la que agrada al Señor, aquella que confía en su cuidado y poder, porque así está escrito: “Sin fe es imposible agradar a Dios”, y fiel es el Señor para cumplir todas sus promesas y palabras. 

Lo más seguro es que ante las crisis, adversidades y pruebas, nuestros sentidos naturales “vean” grandes problemas o poderosos obstáculos, sin embargo, los ojos de la fe tiene la capacidad de ver el inmenso poder de Dios sobre todo problema.

 

 

 

Precisamente, por eso es que la Escritura nos dice que Moisés siendo perseguido por el Faraón: “se sostuvo como viendo al Invisible no temiendo la ira del rey de Egipto” (Carta a los Hebreos 11:27). 

Es precisamente, con ésta fe y seguridad en el poder de Dios que podemos avanzar en el caminar cristiano, siguiendo al Señor logrando la realidad de los propósitos de Dios para nuestra vida.    

En nuestra vida cristiana hallaremos grandes y poderosos desafíos que Dios ha trazado, y él mismo ha prometido su presencia y poder todos los días de nuestra vida. 

De manera que, seguros y confiados en nuestro buen Dios podemos avanzar sin miedos, con fuerza y consistencia; y recuerda que poderoso es Dios para hacer mucho más de lo que pedimos o entendemos, a él sea toda la gloria.

 

 

 

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria. 

SUSCRÍBETE GRATIS y recibe nuestras actualizaciones en tu e-mail, HAZ CLICK AQUÍ 

.

2 Comments:

  1. Q bonito estudio pastor. Bendiciones !

    Q Bueno es tener fe, ésta no hace q las cosas sean fáciles, hacen q sean posibles con la voluntad del Señor

    ResponderBorrar
  2. Muchas gracias Sara por tus palabras. Dios bendiga tu vida y familia.

    ResponderBorrar