Ads 468x60px

Cristo, centro y motivo de nuestra vida

Sermones 2021. Sermón: Cristo, centro y motivo de nuestra vida.

 

 

 

A través de la palabra de Dios podemos ver el llamado del Señor para amarlo con todo nuestro corazón, mente, alma y fuerzas. Las palabras de nuestro Señor Jesucristo a las siete iglesias del Asia menor (según el Libro de Apocalipsis) no han perdido su poder y actualidad, aquel mensaje sigue siendo fundamental hoy día, debemos tener presente que la palabra de Dios permanece para siempre.  

En estos tiempos finales, como hijos de Dios debemos renovar nuestro amor por el consejo del Señor, amando y valorando su palabra. Es necesario volver por las sendas antiguas, como nos aconseja la Biblia.   

En este caso, vamos a reflexionar en el versículo que encabeza el mensaje a la iglesia de Éfeso, una congregación con muchas obras y conocimiento, pero su corazón hacia el Señor Jesús se había enfriado, la rutina religiosa había embargado su vida, y más bien, estaban lejos de la presencia genuina de Dios.   

Es interesante recordar aquí, que el mismo Señor Jesús respecto a los tiempos finales dijo: “La maldad se multiplicará y el amor de muchos se enfriará”. Por eso, debemos cuidarnos del enfriamiento espiritual; la rutina religiosa es un enemigo de la verdadera vida en el espíritu, con humildad y disposición busquemos al Señor, ya que la Biblia misma nos dice que separados de él nada podemos hacer. Cristo es el centro y motivo de nuestra vida.        

Nos dice la Escritura en el Libro de Apocalipsis 2:1 “Escribe al ángel de la iglesia en Efeso: El que tiene las siete estrellas en su diestra, el que anda en medio de los siete candeleros de oro, dice esto:”. 

En este caso habla el Señor Jesucristo resucitado, y nos enseña que es él quien cuida y sustenta a su iglesia, y su poderosa presencia está en medio de ella.

 

 

 

En este versículo se destaca la expresión: “el que tiene las siete estrellas en su diestra”, frase que nos muestra el cuidado y protección de Dios para sus siervos e hijos (representados en las siete estrellas que están en su diestra), ellos están en la mano derecha, y esta es la mano del poder y de la autoridad de Dios, según nos enseña la Biblia misma. 

También nos dice este mismo versículo: “El que anda en medio de los siete candeleros”, en este caso los siete candeleros de oro representan a las siete iglesias del Asia menor (en las Sagradas Escrituras el número siete indica: plenitud, lo completo; entonces, esto nos habla de la plenitud de todas las iglesias locales), y el mismo Señor Jesús camina y se mueve en medio de cada una de sus iglesias locales en todo tiempo.   

Esto es lo más importante y que debemos tener siempre en cuenta: El Señor Jesucristo, con su presencia bendice y da vida a su pueblo con su poder y gloria, también lo protege y gobierna, porque él es quien “cuida y sustenta su iglesia”. El hecho de que el Señor Jesucristo esté en medio de su iglesia nos recuerda qué él quiere ser el centro y motivo de nuestra vida. "Todo fue creado por él y para él" (Colosenses 1:16), por tanto, de él es toda la gloria. 

 

 

 

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria. 

Te invitamos a leer: Nada es imposible para nuestro Dios

SUSCRÍBETE GRATIS y recibe nuestras actualizaciones en tu e-mail, HAZ CLICK AQUÍ 

.

Sermones 2021.  

2 Comments:

  1. Hay una canción El centro de mi ser q dice :

    En ti encontramos gloria y honor
    Tú eres nuestro Rey glorioso por siempre
    Cambiarás mi llanto en manantial
    y mi desierto un oasis será

    Refugio, afortunado soy al tenerte

    Tú eres el centro de mi ser
    Vivo y respiro a Dios; nada temeré
    Tú eres el centro de mi ser
    el manantial junto a mí
    en ti puedo vencer

    ResponderBorrar
  2. Muchas gracias por dejarnos tu comentario. Dios te bendiga Sara.

    ResponderBorrar