Ads 468x60px

Bendiciones cosecharás en la voluntad de Dios

Sermón: Bendiciones cosecharás en la voluntad de Dios.

 

 

 

La palabra del Señor nos permite conocer la especial y singular vida de José, hijo del patriarca Jacob, un testimonio de vida con muchas enseñanzas par nosotros hoy, reflexiones y principios que nunca pierden su poder y vigencia, pues Dios es el mismo ayer, hoy y siempre. 

Cuando observamos al detalle la vida de José podemos ver, sin duda alguna, la soberana y poderosa manos de Dios, pues todas aquellas circunstancias que él vivió fueron algunas difíciles y duras, otras de gran satisfacción, y en todas estuvo la bueno mano del Señor de acuerdo a sus planes y propósitos. 

Por ejemplo, podemos considerar la dolorosa traición de sus propios hermanos quienes planeaban matarlo; la esclavitud que vivió en la casa de Potifar, los años que además estuvo en la cárcel, sin embargo, podemos ver que en todas estas situaciones al Señor, quien siempre guardó su vida y le dio grandes bendiciones y privilegios.   

La mano de estaba trabajando en el corazón de José, todas esas situaciones lo llevaban al cumplimiento del plan de Dios en su vida, porque al final, el Señor siempre cumple sus promesas, él hace que sus planes prevalezcan sobre los planes del enemigo, recuerda: Nada nos podrá separar del amor de Cristo.   

La palabra de Dios nos enseña en el Libro de Génesis 37:23-24 que “Cuando José llegó a sus hermanos, lo despojaron de su túnica, la túnica de muchos colores que llevaba puesta. Lo tomaron y lo echaron en el pozo. El pozo estaba vacío, no había agua en él”. 

En este caso en particular, por ejemplo, vemos que sus hermanos lo lanzan a una cisterna o pozo, pero aquel pozo estaba vacío, y eso no fue una casualidad, fue algo que Dios permitió, pero él no descuidó la vida de José, todo era parte de sus planes. Hay ciertos momentos dolorosos y decepciones en nuestra vida, pero la soberana mano de Dios nos lleva a su perfecta voluntad.   

 

 

 

La Biblia nos enseña que después José fue vendido como esclavo, y él se comportó muy bien en casa de Potifar, así como lo hizo también en la cárcel después, él aprovechó muy bien sus propias circunstancias, y el Señor nunca lo desamparó.     

Al ver la mano del Alfarero divino sobre la vida de José moldeando su carácter y dando forma a sus planes, debemos concluir que no es correcto esperar a ser “gobernador de Egipto” para ejercer una correcta administración, y hacer bien las cosas para Dios, esto debemos hacerlo en nuestro día a día. 

Es muy importante vivir y administrar cada día las bendiciones y recursos del reino que Dios hace llegar a nuestras manos, y cuando lo hacemos bien, el Señor nos honrará, pues escrito está: “el que es fiel en lo poco, sobre mucho será puesto” y “Dios honra a los que le honran”. 

Debemos también destacara y tener presente que José estaba en tierra extraña, en Egipto, él además estaba solo, no estaba con su familia, nadie alentaba su fe en Dios; sin embargo, él creyó y no pecó contra el Señor. 

José no se quejó, más bien puso su confianza en la bondad y poder de Dios, y el Señor lo protegió siempre y le bendijo de una manera poderosa. Confía en Dios y camina con él, grandes bendiciones y te esperan.

 

 

 

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.

Te invito a leer: Confía en Dios, él gobierna todas las cosas 


.

8 Comments:

  1. Amen gloria a Dios siempre me edifican sus escritos bendiciones para su vida, familia y ministerio 🙇‍♀️🙏🙏🙌🙌🙌

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus valiosos comentarios, son palabras de apoyo a este ministerio. Dios bendiga tu vida y familia.

      Borrar
  2. No hay un solo sermon que no me hable que el señor siga usando su vida para su reino ♥️🙇‍♀️🙏🙌🙌

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Gracias a Dios por la obra del Señor a través de su palabra. Dios te bendiga y gracias por dejarnos tus valioso comentarios.

      Borrar
  3. Q poderoso es el Señor en nuestras vidas . Muchas gracias pastor por el estudio tan precioso

    ResponderBorrar
  4. Bendiciones pastor.gracias por este estudio tan poderoso.

    ResponderBorrar