Ads 468x60px

El Señor es quien te defiende y protege

 Sermón: El Señor es quien te defiende y protege.

 

 

 

Es muy importante tener la perspectiva correcta ante las dificultades. Una realidad que debemos tener presente es que aunque estemos haciendo la voluntad del Señor, no estamos libres de enfrentar obstáculos, oposición e incluso persecución.   

Y precisamente, ante esta realidad la reacción del ser humano puede ser diversa, desde enojarnos hasta huir, o enfrentar la situación con una actitud espiritual y madura como cristianos y personas que confían en el poder y cuidado del Señor.   

Nos dice la palabra de Dios en el libro del Nehemías 4:1-4 “Y fue que como oyó Sanbalat que nosotros edificábamos el muro, se encolerizó y se enojó en gran manera, e hizo escarnio de los judíos. Y habló delante de sus hermanos y del ejército de Samaria, y dijo: ¿Qué hacen estos débiles judíos? ¿Se fortalecerán a sí mismos? ¿Han de sacrificar? ¿Han de acabar en un día? ¿Resucitarán las piedras de los montones de escombro que fueron quemados?  

Y estaba junto a él Tobías amonita, el cual dijo: Aun lo que ellos edifican, si sube una zorra, derribará su muro de piedra”. Oye, oh Dios nuestro, que somos menospreciados, y vuelve el oprobio de ellos sobre su cabeza, y dalos en presa en la tierra de su cautiverio”.  

Este texto nos enseña una vez más, que el enemigo del pueblo de Dios procura estorbar la obra del Señor, y usa con fuerza términos y palabras de menosprecio y burla, lanza dardos procurando sembrar desánimo y desconfianza. Utiliza la palabra como mecanismo para detener la obra de Dios en nuestra vida.   

Así, como en el Edén el enemigo utilizó las palabras para hacer dudar y finalmente pecar a Eva, sigue utilizando las palabras contra los hijos de Dios para sembrar miedo, discordia entre los hermanos, incredulidad, desánimo, etc; pero, como pueblo del Señor debemos ser conscientes de que éstas son las antiguas y preferidas armas de satanás. 

Y cómo el Señor Jesús bajo la unción del Espíritu Santo y con el poder de su palabra derrotó al tentador, así podemos vencer hoy, no aceptemos las palabras del enemigo, más bien digamos como Jesús: “Escrito está: Al Señor tu Dios adorarás y a él sólo servirás”.    

 

 

 

Como nos enseña el pasaje bíblico leído, Nehemías está reconstruyendo los muros de la ciudad de Jerusalén, y sus enemigos lanzan calumnias y mentiras, pero él decide orar en primer lugar, él pone esa situación primero en las manos de Dios, y esto demuestra su confianza y dependencia de Dios. 

Lo que Nehemías hace nos recuerda la importancia de confiar en el Señor, él nunca nos fallará, nunca el Señor desampara a su pueblo. Si el enemigo levanta palabras contra ti, levanta tus palabras en oración, levanta tu clamor al cielo y el Señor mismo te defenderá, pues él ha dicho: “Mía es la venganza, yo daré el pago”. 

El Señor no descuida la vida de sus hijos, él está a su favor. Lo que Dios espera de sus hijos es fidelidad y perseverancia, cuando el cristiano avanza sin temor y pone su fe en las promesas de Dios, no será avergonzado. “Encomienda al Señor tu camino, y él hará”. Dios es quien te defiende y protege.

 

 

 

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.

Te invito a leer: Confía en Dios, él gobierna todas las cosas 


.

3 Comments:

  1. Muchas gracias pastor. El Señor les cuide mucho en este tiempo de pandemia. Porque nos hace mucho bien con sus estudios.

    El Señor es bueno, es refugio en tiempos de problemas.Se preocupa por aquellos que confían en Él. Nahúm 1:7

    ResponderBorrar
  2. Muchas gracias pastor por darnos animos con la palabra de Dios... Dios le guarde

    ResponderBorrar