Ads 468x60px

Jesús promete y envía al Espíritu Santo


Sermón: Jesús promete y envía al Espíritu Santo. Por eso dijo: “Os conviene que yo me vaya”



Nos dice la palabra de Dios en Juan 16:5-7 “Pero ahora voy al que me envió; y ninguno de vosotros me pregunta: ¿A dónde vas? Antes, porque os he dicho estas cosas, tristeza ha llenado vuestro corazón. Pero yo os digo la verdad: Os conviene que yo me vaya; porque si no me fuera, el Consolador no vendría a vosotros; más si me fuere, os lo enviaré”.

En esta última cena, el Señor Jesús está con sus discípulos en el aposento alto, y les está recordando lo que ya en ocasiones pasadas les ha dicho, él va a ser sacrificado, él partirá y no estará más con ellos. Ante esa realidad, la tristeza, el temor y la incertidumbre habían venido sobre sus corazones.

Además les dice el Señor: “Voy al que me envió, y ninguno de vosotros me pregunta ¿A dónde vas?”. Los discípulos están enfrentando un momento difícil en su vida, y no logran asimilar lo que Jesús les está diciendo. 

De hecho, el mismo Señor les dice a sus discípulos que por estas cosas, tristeza ha llenado sus corazones. Nuestro corazón puede vivir diversos sentimientos o emociones cuando enfrenta un desafío, o cuando algo nuevo y desconocido aparece en el camino, por eso surge con frecuencia el temor, la ansiedad, la inseguridad, incluso la impotencia y la tristeza cuando no sabemos que hacer.        



Conociendo el Señor Jesús lo que ellos estaban viviendo, en el versículo siete les dijo: “Os digo la verdad: Os conviene que yo me vaya”, y por supuesto los discípulos no podían entender que era conveniente para ellos que Jesús se fuera; claro está, que era necesario que el Señor diera su vida en la cruz para nuestra salvación, pero el Maestro aquí no relaciona está realidad con la convencía de su partida, entonces ¿por qué lo dijo?

El mismo Señor explica diciendo: “Si me fuere, el Consolador vendrá a vosotros”. Para el Señor Jesús la venida del Espíritu Santo sobre la vida de los discípulos era fundamental, por varias razones, como por ejemplo:

Era necesario el poder o unción del Espíritu Santo capacitando a los siervos del Señor para llevar el mensaje de Dios acompañado de señales y milagros.

La obra del Espíritu Santo en el carácter y temperamento del hijo de Dios es fundamental, sólo él es quien redarguye y convence de todo lo malo.

Además, es muy interesante, que el Señor vuelve y llama al Espíritu Santo: “Consolador”. Es decir, era fundamental la venida del Espíritu Santo, pues es nuestro intercesor y uno llamado al lado nuestro para ayudarnos.      



Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.

Te invito a ver la prédica: "Victoria en la batalla espiritual"


.

3 Comments:

  1. Me gustan mensajes o sermones del Espiritu Santo. Dios le bendiga

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por dejarnos tu valioso comentario. Dios te bendiga.

      Borrar
  2. Q los frutos del Espíritu llenen nuestra vida.
    Muchas gracias pastor como siempre por todo. Bendiciones

    ResponderBorrar