audio Una Buena Relación con Dios | Juan 15 reflexión | Estudios y Sermones

Ads 468x60px

Una Buena Relación con Dios | Juan 15 reflexión

Una buena relación con Dios Juan 15 comentario
Introducción: (Juan 15 Una buena relación con Dios) Con frecuencia los afanes de éste siglo, la multitud de ocupaciones y metas personales nos enredan y apagan nuestro tiempo personal con el Señor. Una buena relación con Dios es vital y por eso debemos cuidarla. La iglesia del primer siglo fue poderosa y sus logros fueron inmensos, era una iglesia que buscaba con fervor y constancia la presencia de Dios. Aquel que busca y confía en el Señor nunca será avergonzado…

Una buena relación con Dios - Juan 15 comentario


1) Una buena relación con Dios nos permite llevar abundante fruto (Juan 15:1-2).

Yo soy la vid verdadera, y mi Padre es el labrador. Todo pámpano que en mí no lleva fruto, lo quita; y todo aquel que lleva fruto, lo limpia, para que lleve más fruto.

Nota 1: El Señor Jesús toma un ejemplo de la vida normal de los judíos para enseñar sobre la importancia de buscar su presencia, y fomentar o permanecer en esa buena relación con Dios. Toma el caso de la vid o planta de la uva. Él mismo se pone como la vid “verdadera” es decir hay falsas (son fuentes equivocadas o que mediante engaño hacen creer que son la solución de vida para los hombres, por ejemplo sectas, falsos maestros, desarrollo humano sin Dios, etc).

Nota 2: Presenta a nuestro Padre celestial como labrador, es decir aquel que cuida la viña, es el encargado de podar y quitar aquellas cosas que impiden llevar mucho fruto. Es también quien recibe las alabanzas de aquella viña pues es el dueño. Él quita y limpia a los pámpanos (que venimos a ser nosotros) para que lleven más fruto.   
   
2) Una buena relación con Dios nos permite ser efectivos en su propósito (Juan 15:3-5).

Ya vosotros sois limpios por la palabra que os he hablado. Permaneced en mí, y yo en vosotros. Como el pámpano no puede llevar fruto de sí mismo, si no permanece en la vid, así tampoco vosotros, si no permanecéis en mí. Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, éste lleva mucho fruto; porque sin mí nada podéis hacer. 

Nota 1: Debemos ver aquí como el Señor Jesús destaca el poder limpiador de la palabra: “Vosotros estáis limpios por la palabra que os he hablado”. Por eso es tan importante exponernos a la palabra de Dios pues ella nos alimenta, fortalece, guía y limpia, pues nos muestra lo que está mal en nuestra vida y lo que debemos hacer para limpiar nuestro camino.

Nota 2: Así como una rama muere al ser cortada del tronco principal, nuestra vida mengua al descuidar nuestra comunión con Dios. No es posible llevar fruto por nosotros mismos, podemos hacerlo en la medida en que dependemos de Cristo, porque él es la fuente de la vida.

Es vital “permanecer en Cristo” pero ¿qué es permanecer en él? La palabra permanecer se traduce del griego “menó” que además significa: esperar, continuar, persistir, mantenerse en el lugar o posición aguardando algo en el futuro. Entonces permanecer es perseverar creyendo en sus palabras y no desistir.     

(Te invitamos a leer: “ES TIEMPO DE RESTITUCIÓN”.) 

3) Una buena relación con Dios nos permite permanecer firmes (Juan 15:6).

Si alguno no permanece en mí, será echado fuera como pámpano, y se secará; y los recogen, y los echan en el fuego, y arden.

Nota: Todos vivimos dificultades y pruebas, ante éstas aparecen las dudas, temores y aún deseos de renunciar, pero en Dios debemos tomar fuerzas y permanecer en él para alcanzar la victoria y el logro de aquellas promesas fieles que nos ha hecho el Señor.

La rama que se desprende termina secándose y siendo combustible para el fuego. En la comunión con Dios recibimos de él la fuerza para perseverar y la sabiduría para tomar buenas decisiones, será como aquel hombre prudente que edifica su casa sobre la roca y ni los vientos ni las tempestades podrán derribarlo.    

SUSCRÍBETE GRATIS y recibe los devocionales en tu e-mail, HAZ CLICK AQUÍ  

4) Una buena relación con Dios promueve la respuesta a nuestras oraciones (Juan 15:7).

Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pediréis todo lo que quisiereis, y os será hecho.

Nota: Aquí el Señor Jesús nos enseña algo muy importante: hay una gran y fuerte relación entre permanecer en Cristo y las respuestas a nuestras oraciones. Cuando perseveramos en Dios y guardamos su palabra podemos pedir y nos será hecho lo que pidamos (y por supuesto que esté en su voluntad).

Podemos concluir entonces que algunas oraciones no tienen respuesta por falta de perseverancia en Cristo, pero si procuramos su fuerza y perseveramos, lo que pidamos nos será hecho, y él es fiel para cumplir lo que ha dicho.   

5) Una buena relación con Dios nos ayuda a glorificar su nombre (Juan 15:8-12).

En esto es glorificado mi Padre, en que llevéis mucho fruto, y seáis así mis discípulos. Como el Padre me ha amado, así también yo os he amado; permaneced en mi amor. Si guardáis mis mandamientos, permaneceréis en mi amor; como también yo he guardado los mandamientos de mi Padre, y permanezco en su amor. Estas cosas os he hablado, para que mi gozo esté en vosotros, y vuestro gozo sea cumplido. Éste es mi mandamiento: Que os améis unos a otros, como yo os he amado.

Nota: En estos versículos podemos ver el reflejo del fruto que Dios espera de nosotros:

a) El verdadero discípulo debe llevar mucho fruto.
b) El fruto que Jesús destaca es una vida que refleje o evidencie el amor de Dios.
c) El amor es poder para obedecer.
d) Hacer la voluntad de Dios genera un gozo sobrenatural en el cristiano.
e) El más grande fruto es el amor por Dios y por el prójimo.

Conclusión: Es vital mantener y fortalecer una buena relación con Dios, allí somos fortalecidos, instruidos y llenos de su amor para hacer su voluntad y glorificar su nombre. Permitamos a Dios hacer su obra en cada uno de nosotros para llevar abundante fruto que glorifique su nombre.    

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.


Juan 15 reflexión - Una buena relación con Dios.    

12 comentarios:

  1. QUE BENDICION ESTA PALABRA,GRACIAS PASTOR DIOS LE SIGA USANDO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Evelio por tus palabras. Dios te bendiga.

      Eliminar
  2. Bendiciines muy buena esta ensañanzacpara aprender cada dia mas de Dios

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Andrea, tus comentarios son un apoyo a éste ministerio. Dios te bendiga.

      Eliminar
  3. Muy linda enseñanza pastor Dios siga usando su vida y bendiciendo su ministerio

    ResponderEliminar
  4. Como siempre con la palabra del Espíritu, bendecidos Dios los guarde y los acompañe siempre gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amén Damaris. Dios bendiga tu vida y familia. Muchas gracias.

      Eliminar
  5. Muy buena y hermosa enseñanza amado.

    ResponderEliminar
  6. Muy buena y hermosa enseñanza amado.

    ResponderEliminar