Ads 468x60px

LA INIQUIDAD EN LA BIBLIA ¿CÓMO DERROTARLA?

(Sí no aparece el tema completo, sólo has click en el título). Introducción: Nuestro anhelo es obedecer y agradar a Dios, pero a veces nos encontramos haciendo aquello que al Señor desagrada, y enfrentamos tristes consecuencias… Pecado, rebelión e iniquidad son cosas que debemos enfrentar y cada una es diferente (pecado: desobedecer la ley de Dios, es decir sus mandamientos; rebelión: desobediencia al gobierno (autoridad) de Dios; la iniquidad es más profunda, y tiene que ver con nuestro ADN espiritual…   

LA INIQUIDAD EN LA BIBLIA ¿CÓMO DERROTARLA?

1) ¿QUÉ ES LA INIQUIDAD?

Inclinación al pecado con terquedad. Maldad adquirida o heredada. Pecados ocultos, patrón de mala conducta. Pecado repetitivo. Perversión. 

Nota: Isaías 59:1-2. La iniquidad es la conducta repetitiva de pecado, patrón de conducta que toma asidero en nuestra forma de ser y pasa de una generación a otra. Lo que nos impulsa a hacer lo que no queremos hacer; aquello que hace que nos inclinemos o cedamos ante su naturaleza destructora. Es una semilla destructora que pasa de una generación a otra, arraigándose cada vez más hasta que queda como un pecado escrito en nuestros corazones: Jeremías 17:1.

2) HERENCIAS DE INIQUIDAD: Éxodo 34:6-7.

a) Pecado sexual.

Nota: Considerando la herencia: Recordemos que Rahab la ramera de Jericó, fue bisabuela de David (quien tomó a Betsabe, esposa de Urías), el hijo de David Amnón violó a su hermana; Absalón su tercer hijo tomó las esposas de su padre, y Salomón tuvo 300 esposas y 700 concubinas. Tengamos presente por ejemplo que el abuso sexual es cíclico. Por supuesto en Cristo tenemos hallamos libertad.     

b) Enfermedad.

Nota: Podemos notar que el medico muchas veces pregunta ¿alguien en la familia ha sufrido esto o aquello? ¿Sus padres o abuelos han padecido esto? Vemos también casos donde bisabuelo sufrió cáncer (o una enfermedad mental o sicológica), el abuelo y los padres también, y en la generación presente hay indicios de lo mismo (hay una transmisión genética física, y creo yo también espiritual, Pablo le dijo a Timoteo, 2 Tim. 1:5: “trayendo a la memoria la fe no fingida que hay en ti, la cual habitó primero en tu abuela Loida, y en tu madre Eunice, y estoy seguro que en ti también”.
              
c) Ocultismo, idolatría y pecados familiares.

Nota 1: Bisabuelos que practicaron la brujería, abuelos y padres que lo hicieron, y vemos a creyentes que todavía consultan magos, hacen practicas ocultistas, se hacen leer la mano, van a que les hagan rezos, etc, sabiendo que esto es abominación a Jehová.

Nota 2: Podemos ver que los pecados que Israel había vivido en Egipto (por generaciones) eran los que estaban practicando en el desierto, por ej. El culto al buey Apis. Ellos ya habían participado del Cordero Pascual, pero seguían con Egipto en el corazón, querían volver se allá ante la más mínima dificultad (por eso el cristiano a veces ante la primera dificultad quiere volver al mundo = Egipto).

Nota 3: Vemos el caso de Abraham que mintió respecto a su esposa diciendo que era su hermana, su hijo Isaac hizo lo mismo (ambos lo hicieron por miedo a perder su vida), y la tercera generación que nace es Jacob (cuyo nombre significa engañador, suplantador). Pero, Jacob tuvo un encuentro con Dios y fue transformado por el poder del Señor, y su descendiente José, fue integro, usado poderosamente por Dios, y llegó a ser el segundo gobernante en el imperio egipcio.       

d) Violencia y muerte, Salmo 58:2-5.

Nota: Éste pasaje nos habla de muchas cosas:

1) Violencia en la tierra (reflexionemos en la sangre derramada por nuestros antepasados…).

2) La frase “desde la matriz, desde que nacieron” nos hace pensar en aquellos cosas que traemos desde antes de nacer y que no sabemos…

3) “Veneno tienen como veneno de serpiente” nos lleva a pensar en la iniquidad escondida pero que luego sale (como el veneno de la serpiente) para dar a luz muerte.

4) “Son como la serpiente que no oye la voz del encantador” nos habla de que la iniquidad puede cerrar los oídos para no oir la voz de Dios, porque recordemos que iniquidad es: inclinación al pecado con terquedad. La persona no oye o cierra su oído para no oír. Lucas 11:47-51.     

3) ¿CÓMO VENCER LA INIQUIDAD? Salmo 32:5

a) Identificarla,
b) Confesarla y pedir perdón (lo vemos por ejemplo en Esdras, Daniel, etc)
c) Rechazarla y declarar bendición sobre nuestra casa (hay poder en tus palabras). 

Esta es una pequeña lista de iniquidades:

Tal vez fácil de Reconocer: Pecados familiares (Sexuales, perversiones, inmoralidad, divorcio, masturbación, incesto, homosexualismo, pornografía, etc.)  Malos hábitos (Comida, alcoholismo, cigarro, droga, vicios, todo lo que perjudique la salud y agreda a otras personas), debilidades (tendencias al dinero excesivo, lujos excesivos, despilfarro, propiedades, bienes materiales de una manera egoísta), tendencia (Maltrato, abuso, desprecio, ocultismo, religiosidad, control de la gente, etc). 

Algunas veces difícil de Reconocer: Pecado Familiares (odio a los padres o familiares, enojo, maledicencias, quejas continuas, chisme, murmuración, altanería, brujería, espiritismo, ocultismo, satanismo, control de la mente, control sobre las personas, amargura, lascivia, gritería, racismo, celos, egoísmo, hablar mal de los demás y de las cosas, maldecir, etc).

Pidamos al Espíritu Santo que revele esos pecados ocultos, esas tendencias de maldad en nosotros y en tu familia, que llevan a pecar y que trajeron, y que te traen y traerán consecuencias funestas a nuestra vida y familia (maldición). Es una cadena de pecar, que por el poder de Dios se puede romper, porque “para esto apareció el Hijo de Dios para deshacer las obras del diablo”.  
 
Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.

Te invitamos a leer: “DANIEL EN EL FOSO DE LOS LEONES”.   


18 comentarios:

  1. Muy, pero muy interesante enseñanza!!! Gloria a Dios por este mensaje!!!!
    Gracias PS. González Zanahoria! !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dios te bendiga Dimaday. Muchas gracias por tus palabras, son importantes para nosotros.

      Eliminar
  2. excelente tema y muy desafiante, directamente para terminara con el fingimiento y las obras de la carne. Adelante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Ernesto por tu comentario. Bendiciones.

      Eliminar
  3. Y conocerás la verdad, y los hará libre; bendiciones Pastor. Buen tema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dios te guarde Richard. Muchas gracias por dejarnos tu comentario. Bendiciones.

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Muchas gracias Cantonal de protección. Dios te bendiga.

      Eliminar
  5. Bendiciones hno. gracias estoy agradecido con Dios soy un adulto iniciando mi deseo de compartir la palabra sus mensajes me motivan a continuar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Armando Cortez por compartir con nosotros tu testimonio. Dios te bendiga y respalde en esa hermosa labor de llevar su bendita palabra.

      Eliminar
  6. Poderosa palabra, que el Espíritu Santo le continúe inspirando hermano Pastor Gonzalo Sanabria, para bendicion de muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Fermin por tu comentario. Dios te bendiga.

      Eliminar
  7. Poderosa palabra, que el Espíritu Santo le continúe inspirando hermano Pastor Gonzalo Sanabria, para bendicion de muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Fermin por tu comentario. Dios te guarde.

      Eliminar
  8. Poderosa palabra, que el Espíritu Santo le continúe inspirando hermano Pastor Gonzalo Sanabria, para bendicion de muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Fermin por tu comentario. El Señor te bendiga.

      Eliminar
  9. Una consulta Pastor, cuando alguien comete pecado dice la biblia que hay que confesarlo, pero mi pregunta es: se le confiesa el pecado solo a Dios o hay que confesarlo al pastor también y la congregacion? Si me puede aclarar esa duda por favor Pastor, gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda alguna en primer lugar debemos confesarlo a Dios con un corazón sincero y con el profundo deseo de apartarse de aquello. Luego es muy importante hablar eso con tu pastor. Respecto al tema de la congregación debo decirte que cada iglesia o denominación maneja esto de diversas maneras, entonces eso depende de la guianza que te dé tu pastor local. Bendiciones.

      Eliminar