Ads 468x60px

LA FE EN DIOS

Introducción: Jesús hacía lo que veía hacer al Padre, sus ojos espirituales estaban activos viendo las acciones del Padre celestial. El Señor veía los milagros, aunque ante sus ojos físicos estuviera la crisis, por ejemplo las hermanas de Lázaro le decían “está muerto hace cuatro días, hiede ya”, pero Jesús decía “él duerme, voy a despertarlo, el Señor fue al sepulcro y dijo: "Lázaro ven fuera” y el milagro sucedió. La fe en Dios te conduce a la victoria...    
                              
LA FE EN DIOS

I. LA FE VE EL PROPÓSITO DE DIOS EN MEDIO DE LA CRISIS, Hebreos 11:23. 

a) La fe es demostrada cuando confiamos en Dios.

Nota: Los padres de Moisés creyeron en la protección de Dios, su hijo no era un problema, era una bendición del Señor. Por la fe en Dios lo protegieron, ellos no simplemente confiaron en Dios, sino que lo escondieron, fue pues una fe activa. La fe en los padres de Moisés, fue superior al temor que el faraón les producía… ¿Cuál es tu faraón? ¿Cuál es tu Goliat? Por la fe podemos vencerlos.

b) En tiempos difíciles, la fe ve un hermoso propósito.

Nota: Los padres de Moisés ya tenían a María y a Aarón, Moisés fue el hijo menor… La Biblia nos dice: “porque le vieron niño hermoso”, ellos pudieron ver un gran propósito en Moisés, a pesar de la adversidad conservaban su visión espiritual.     

II. LA FE EN DIOS TE LLEVA A MADURAR Y VALORAR LAS VERDADERAS RIQUEZAS, Heb. 11:24-26.     

a) Moisés por la fe renunció a lo que Egipto le ofrecía:

1) El linaje real del faraón (y su candidatura al trono del imperio)
2) Los deleites temporales del pecado (los desórdenes en la corte real, la práctica de una religión inmoral y liberal, por ejemplo el culto al buey Apis se destacaba por su desenfreno),
3) Los tesoros de los egipcios.         

Nota: Imagínate todo lo que Egipto le ofrecía, y más por ser hijo de la hija del faraón… Todo eso lo debió considerar Moisés, por décadas allí creció y disfrutó de los beneficios del imperio y de la corte.  
  
b) Moisés eligió inspirado por su fe en Dios. 

Nota: ¿Moisés qué escogió? Se identificó con el maltrato de Israel en la esclavitud, escogió el vituperio de Cristo (pero Cristo aún no había venido… pero hacer lo correcto hará que venga el señalamiento y la burla), la palabra vituperio (desde el griego también traduce: difamación, insulto, ofensa). Todo esto porque miraba el galardón, Moisés le dio valor al galardón celestial, optó por ver la gloria de Dios en su vida, eligió ser usado por Dios a pesar de todo lo que dejaba atrás… Para Moisés fue de más valor el galardón de Dios, que la corona del faraón.    
 
III. LA FE EN DIOS TE LLEVA A LOGRAR GRANDES VICTORIAS, Heb. 11:27a.      

a) Moisés venció su miedo al faraón.  

Nota: Éxodo 2:15, Moisés dejó a Egipto, salió apresuradamente, huyó, con la posibilidad de que el faraón, lleno de ira, lo persiguiera sin descanso (imagínate el ejército egipcio detrás de un hombre). Pero él lo hizo sin miedo, “por la fe”, porque la confianza en Dios nos hace avanzar a pesar de.  

b) Moisés venció el doble ánimo, Heb. 11:27b.     

Nota: El texto nos dice: “se sostuvo” (desde el griego nos traduce también: ser constante, perseverante, mantenerse firme). Esa firmeza o perseverancia viene de “mirar al Invisible”, sólo los ojos de la fe pueden ver al Invisible, Jesucristo nuestro Señor, Aquel que aunque no lo veo está ahí…  

c) Libró a un pueblo del dolor y de la muerte, Heb. 11:28-29.

Nota: Al lograr la victoria sobre sí mismo, se convierte en un instrumento poderoso en las manos de Dios y es usado para salvar a muchos… fue testigo e instrumento de grandes milagros.   

Conclusión: Dios no cambia, él sigue siendo el mismo, ayer y hoy y por los siglos… Confía en Dios, él tiene cuidado de ti, persevera, avanza, míralo con los ojos de la fe, es él quien te da las fuerzas. La fe en Dios te conduce a la victoria.  

(Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria)




0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada