Ads 468x60px

PON TU MIRADA EN LAS COSAS DE DIOS


Ésta imagen corresponde al nuevo libro que hemos publicado. A continuación una muestra de éste nuevo material: “QUIERO CAMINAR CON DIOS, 30 días que transformarán tu vida”. Es el segundo tomo de la serie: Alimento para el espíritu. Contiene treinta devocionales (uno para cada día del mes). Cada tema está compuesto por un texto bíblico, un análisis y comentario del mismo, una reflexión final y una nueva sección que se llama: Habla con Dios, esto es una oración que cierra el devocional. Estaremos anunciando por éste medio la publicación y la promoción gratuita. Te invito a leer un ejemplo de éstos devocionales:  



Introducción: Generalmente nuestro corazón piensa en su propio proyecto de vida. Cómo lograrlo y hacerlo de la  mejor manera y tal vez en el menor tiempo posible. Esto hace que invirtamos toda nuestra fuerza y pasión en aquel plan. La pregunta aquí es ¿qué es lo que Dios quiere para mi vida? Cuando identificamos esto, podemos estar seguros de Su respaldo y bendición, pues el que hace la voluntad del Señor prosperará en todo lo que hace…   

PON TU MIRADA EN LAS COSAS DE DIOS

“Entonces Pedro, tomándolo aparte, comenzó a reconvenirle, diciendo: Señor, ten compasión de ti; en ninguna manera esto te acontezca. Pero él, volviéndose, dijo a Pedro: Quítate de delante de mí, Satanás; me eres tropiezo, porque no pones la mira en las cosas de Dios, sino en las de los hombres” Mateo 16:22-23.

Dios nos habla de diversas maneras por eso es muy importante mantener un oído sensible y un discernimiento activo y maduro. Por ejemplo le habló a Balaam a través de una burra, a Moisés le habló a través de su suegro Jetro, y a los sabios del oriente los guio al recién nacido Jesús a través de una estrella. Pero también el enemigo de nuestras almas trae mensajes para engañar y hacer pecar al hijo de Dios, por ejemplo a Eva la engañó a través de la serpiente.     

En el pasaje de hoy vemos a Pedro aconsejando al Señor Jesús para que no vaya a la cruz ¿Por qué el discípulo sugiere esto a su Maestro? Podemos considerar varias cosas:

a) Pedro estaba pensando en el gran dolor que la cruz le provocaría.
b) Quizá consideraba que no era necesario pasar por toda aquella humillación y menosprecio.
c) Tal vez Pedro tenía miedo de que Jesús no resucitará y ellos se quedarían solos.
d) Quizá la duda y la incredulidad inundaron su corazón y pensó que todo saldría mal.   
e) Posiblemente creía que ese no era el momento para tal sacrificio, tal vez más adelante, cuando el ministerio estuviera más consolidado y fuerte, etc. 

Podemos conocer los planes de Dios pero cuando llega el momento de ejercerlos, puede aparecer el miedo, la duda y los argumentos que la mente natural presenta para posponer la voluntad del Señor, porque quizá ella implica dolor y aflicción. 

Seguramente la reacción de Jesús fue una sorpresa para Pedro, pero el Señor no está mirando a su discípulo simplemente, el Maestro ejerce su discernimiento e identifica que en ese momento Pedro está siendo usado por el enemigo para apartarlo de la perfecta voluntad del Padre celestial. El error del discípulo fue quitar sus ojos de las cosas de Dios para pensar en la manera de evitar el dolor de la cruz. Sin darse cuenta estaba siendo un tropiezo para su Señor.    

Las “buenas intenciones” no son suficientes para hacer la buena y perfecta voluntad del Señor. Obedecer al Padre implicaba dolor para Jesús pero era el único camino para nuestra salvación. No basta con buenas intenciones o buenos deseos es necesario hacer la perfecta voluntad de Dios, aunque a veces implique pérdidas o humillación. 

Esto sería temporal, pues al final Jesús resucitó y se sentó a la diestra del Padre. El costo de obedecer a Dios nunca será en vano, pues al final el Señor pondrá en alto a aquel que prefiere Su voluntad más que la de los hombres. Pon tu mirada en las cosas de Dios.    

Reflexión final: Para Pedro fue una lección fuerte vivir ese momento, pero aprendió que si era necesario tendría que dar su vida por el Maestro, lo cual así fue. La fidelidad de Dios es la que nos fortalece para todo momento. Veremos la honra y los privilegios que Pedro recibirá en el reino venidero, porque fue precisamente a él quien Jesús dijo: “cualquiera que haya dejado casas, o hermanos, o hermanas, o padre, o madre, o mujer, o hijos, o tierras, por mi nombre, recibirá cien veces más, y heredará la vida eterna” Mateo 19:29. 

Habla con Dios: Dios mío ayúdame a no confiar en mí mismo. Reconozco que necesito tu fuerza para perseverar, tu sabiduría para tomar decisiones correctas y el discernimiento suficiente para distinguir la maldad y evitarla. Deseo seguir tu ejemplo y obedecerte, haz en mi corazón tu obra y ayúdame a mantener mis ojos en ti. Gracias Señor Jesús. Amén.

(Nota: Esperamos que puedes adquirir éste nuevo libro, llevarlo en tu celular o portátil para leer el devocional cada día en cualquier lugar, o descargarlo en tu computador y leerlo cada mañana. Puedes adquirirlo en: NUEVO LIBROBendiciones).           

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.

Te invitamos a leer: “AL OTRO LADO HAY UN MILAGRO”.   


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada