Ads 468x60px

LAS OBRAS DE DIOS QUE EL HOMBRE NO ENTIENDE

LAS OBRAS DE DIOS QUE EL HOMBRE NO ENTIENDE
Introducción: La Biblia nos enseña que Dios es el alfarero y nosotros somos barro en Sus manos. Él hace conforme a Su voluntad, y le da la forma al barro que él quiere. Dios es soberano en Sus acciones y tiempos, muchas veces la mente humana (cuando no se rinde o no se somete al Señor) se convierte en un obstáculo, pues no logra entender lo que él está haciendo, no aprueba los métodos de Dios, le parecen ilógicos o “ridículos”, pero el Señor no se mueve como queremos o pensamos, él sabe lo que hace, como y cuando. Recordemos que la Biblia dice: “Dirá el vaso de barro al Señor lo que debe hacer”… 

LAS OBRAS DE DIOS QUE EL HOMBRE NO ENTIENDE

1) Los métodos divinos son diversos e inesperados (Marcos 7:31-33).

Comentario 1: El Señor Jesús viene de la tierra de Tiro y Sidón. Le traen un sordo y tartamudo, y le ruegan que le ponga la mano encima. Vemos entonces un gran problema, la fe de aquellos que vienen a él y un ruego, componentes para ver la obra de Dios a nuestro favor. Es interesante ver en el versículo treinta y tres que Jesús “lo llevó aparte” (figura de intimidad con Dios, nos recuerda la importancia y deseo del Señor de manifestarse en el secreto).

Comentario 2: Había mucha gente alrededor, pero Jesús decide hacer éste milagro en secreto, el sordo es el testigo de ésta manera de actuar de Dios. Aprendió algo nuevo de Jesús en el secreto, cuando no había nadie más. Creo que el Señor tiene grandes tesoros y revelaciones que te están esperando en el secreto con Dios. “Cosas que ojo no vio ni oído oyó, son las que Dios ha preparado para los que le aman y son reveladas por su Santo Espíritu”.       

Comentario 3: Vemos a Jesús obrar de una manera “ilógica” para la mente del hombre. El Señor “escupe” y con saliva toca la lengua del tartamudo. Es una manera extraña y diferente de ministrar, tal vez esto quebrantaba la forma normal y tradicional en que lo hacían los sacerdotes y escribas de la época. En algunos quizá provocaría repulsión, por esto se retiró aparte. Los métodos de Dios son diversos e inesperados, lo más importante es que él haga Su voluntad; tal vez su manera de actuar no sea la que esperamos, pero sin duda será la mejor manera.    


2) Dios actúa por amor (Marcos 7:34).

Comentario 1: A lo largo de la Biblia vemos que Dios se mueve impulsado por Su amor. El mismo Señor Jesús mientras estuvo aquí en la tierra mostró y evidenció su amor, la mayor muestra fue su sacrificio. Por amor dio su vida en la más horrible muerte, para los discípulos esto era un gran error, era “incomprensible” pues estaba joven, el ministerio estaba en el mejor momento, etc… pero lo hizo por amor.

Comentario 2: También el Señor Jesús en su humanidad expresó su amor, por ejemplo el Señor lloró tres veces, esas lágrimas eran genuinas y salían de su corazón. Lloró con la muerte de Lázaro, lloró por Jerusalén y en el huerto de Getsemaní cuando tenía que ir a la cruz.  


Comentario 3: El texto bíblico nos dice: “levantando los ojos al cielo” acción que la Biblia nos dice que Jesús hizo en varias ocasiones, por ejemplo:

a) “tomando los cinco panes y los dos peces, y levantando los ojos al cielo, bendijo y los repartió a la multitud” (Mr. 14:19). No se quejó, él bendijo la provisión del cielo (vemos entonces gratitud y fe en el milagro que venía).  

b) Cuando debe ir a la cruz “levantando los ojos al cielo, dijo: Padre, la hora ha llegado, glorifica a tu Hijo, para que también tu Hijo te glorifique a ti” (Juan 17:1). Él no renunció a la cruz, se sometió a la voluntad del Padre (esto nos recuerda que el más grande acto de adoración es la obediencia).
 
c) Y aquí en Marcos siete levanta los ojos al cielo, enseñándonos que nada hizo sino fuera por la voluntad del Padre celestial, él dependía de Su Padre.
            
Comentario 4: Aquí en Marcos 7:34 nos dice que “Gimió” traducción del término griego “stenazo” que significa: oración inaudible, sentimiento interno, inexpresado de dolor. Es una oración o clamor desde lo más profundo del corazón, y dijo “Efata” que significa: “Sé abierto” (no sabemos que había atado o encadenado a éste hombre, pero allí estaba el libertador por excelencia: Jesucristo nuestro Señor), por su amor no sólo comprendía la triste situación del hombre, sino que actuó trayendo libertad y sanidad sobre él. No importa cuán crítica sea tu situación, por amor Jesús actuará a tu favor.

3) No hay obstáculo que pueda detener la obra del Señor (Marcos 7:35).

Comentario 1: El texto nos dice: “fueron abiertos sus oídos” no sabemos por cuanto tiempo estuvieron cerrados ni por qué. Pero Jesús los abrió, pues no hay puerta o cerrojo que el Señor no pueda abrir, él tiene las llaves y todo el poder.

Comentario 2: También nos dice el pasaje que “fue desatada la ligadura de su lengua” había estado atada por mucho tiempo pero Jesús rompió esa atadura. El Señor Jesucristo es poderoso y experto en romper cadenas y soltar ataduras:  

a) Rompió las cadenas y ataduras espirituales que afligían al endemoniado gadareno,
b) Rompió la atadura satánica que mantuvo a una mujer encorvada diez y ocho años,
c) A una mujer afligida por una hemorragia durante doce años le dijo: “ve en paz y queda sana de tu azote”.
d) Al paralitico que estaba en el estanque de Betesda, quien llevaba treinta y ocho años enfermo, Jesús le dijo: “Levántate, toma tu lecho y anda” y al instante aquel hombre fue sanado.    

No hay cadena, atadura o aflicción que Jesucristo el Señor no pueda romper, pues él es todopoderoso, él es Dios sobre todas las cosas.             

4) Aunque yo no lo entienda, Dios todo lo hace bien (Marcos 7:37). 

Comentario 1: Es muy importante recordar por ejemplo que la Biblia misma en su comienzo, cuando Dios crea los cielos y la tierra nos dice al final de cada día: “Y vio Dios que era bueno”. Y cuando fueron acabados los cielos y la tierra, y todo el ejército de ellos: “Vio Dios todo lo que había hecho, y he aquí que era bueno en gran manera”. Porque todo lo que él hace es bueno.  
  
Comentario 2: El texto de hoy nos dice que la gente decía “Bien lo ha hecho todo”. Tal vez para los hombres no fue el mejor o más bonito método, pero Dios todo lo hace bien. Tal vez podemos pensar “yo lo haría de tal manera” “por qué no lo hizo mejor así” y “por qué Dios no hace esto o aquello”. El Señor sabe lo que hace, cuando y con quien. La obra de Dios a veces es difícil de entender para los hombres, por eso Pablo dijo: “Cuán insondables son sus juicios e inescrutables son sus caminos”, tal vez mi razón no entienda Su obra, pero nuestro espíritu y corazón deben descansar en una verdad: “Él todo lo hace bien”.  

Conclusión: Dios nada lo hace al azar, el Señor nunca improvisa, nunca llega tarde ni se anticipa, él sabe lo que hace, cuando y como. Deposita tu corazón en Jesús, y permite que así como él puso sus manos en los oídos del sordo y tocó la lengua del mudo, Sus manos trabajen en lo que tú no puedes arreglar por ti mismo. 
   
(Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria)

Te invitamos a leer: “AVANCEMOS EN LOS TIEMPOS DE DIOS”.   


6 comentarios:

  1. Gracias por esas palabras benditas, llegan y tocan el corazoncito, y lo fortalezen con la palabra del Senhor.......AMÉN, Y SIEMPRE AMÉN..........

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dios te guarde Arisleydys. Muchas gracias por tus palabras. Bendiciones.

      Eliminar
  2. Amen.que grande es nuestro salvador.Dios los bendiga.que tengan un bendecido Domigo..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amén. El Señor te llene de bendiciones a ti y a toda tu casa.

      Eliminar
  3. Gracias Pastor Gonzalo Sanabria, por este lindo mensaje.
    Que nuestro Padre Jehová le bendiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dios te bendiga Antonio. Muchas gracias por tus comentario.

      Eliminar