Ads 468x60px

DIOS OTORGA DONES PODEROSOS A SU IGLESIA

DIOS OTORGA DONES PODEROSOS A SU IGLESIA
Introducción: Dios ha equipado a su iglesia con diversidad de talentos, capacidades y dones. Según 1 Corintios 12 hablamos de nueve dones sobrenaturales para beneficio y edificación del cuerpo de Cristo, es decir Su iglesia. En éste caso vamos a estudiar los dones que manifiestan de manera evidente o visible el poder de Dios, son los que hacen algo, llamados también dones de poder. Recuerda que Dios ha impartido un equipamiento especial sobre cada uno de sus hijos…     

DIOS OTORGA DONES PODEROSOS A SU IGLESIA
(1 Corintios 12:4-11).

1) EL DON DE FE:

Dotación o capacidad sobrenatural del Espíritu Santo para creer y recibir lo que parece imposible.   

Nota: Es muy importante hacer diferencia entre las clases de fe:
a)  La fe para salvación (aquella que nos lleva a Jesús como nuestro salvador).
b)  La fe general (aquella con la cual creemos en la existencia de Dios).
c)  La fe como fruto (es una de las manifestaciones del fruto del Espíritu Santo),
d)  La fe como don sobrenatural (es un don para creer por cosas sobrenaturales y poderosas).

Ejemplo: Hechos 6:8 nos dice: “lleno de gracia y de poder” la palabra gracia se traduce del término griego “pistis” que se traduce primeramente “fe”), por eso otras versiones la traducen así: versión del Oso “Pero Esteban, lleno de fe y de potencia”. Versión PB: “Esteban, lleno de fe y poder”. Versión RV1865: “pero Esteban, lleno de fe y de poder”. El texto nos dice: que por eso Esteban “hacía grandes (el término griego usado es “megas”) prodigios (maravillas, portentos, algo extraño que causa asombro) y señales (milagros)”. El don de fe nos lleva a creer y recibir obras sobrenaturales y maravillas que provocan gran asombro de las personas. Los dones que Dios otorga a su iglesia son poderosos.

   
2) EL DON DE HACER MILAGROS:

Un milagro es una intervención sobrenatural en el curso ordinario de la naturaleza. Es una intervención por el poder de Dios que supera las leyes naturales. 

Nota: El don de hacer milagros es el dinámico poder de Dios fluyendo a través de una persona. Es el poder de Dios en acción. Por ejemplo: Mateo 8:26, y 14:25. A través de éste don se muestra la sobrenaturalidad de Dios en nosotros, y trae consigo una certificación del poder del Señor: Hechos 2:22, Y 2:43.

3) DONES DE SANIDADES:

Tienen como objetivo sanar o liberar al enfermo, y destruir las obras del diablo en el cuerpo humano.   

Nota 1: Al leer 1 Corintios 12:9, y 12:28, 30, vemos que los términos usados están en plural: Dones de sanidades, entonces habla de varios dones que Dios usa para sanar a su iglesia, por ejemplo: el don para sanar migrañas (dolor de cabeza), el don para sanar lesiones óseas (problemas en la columna vertebral, entre otros), el don para sanar problemas en el sistema reproductor (hemorragias o fuertes dolores), etc.

Ernest S. Williams escribe: “Es razonable creer que Dios puede ungir a una persona con fe en cuanto a ciertas enfermedades, y a otra persona con fe en cuanto a otras”. Donald Gee: “Es probable que la explicación más sencilla sea que pueden existir diferentes dones para diferentes clases de enfermedades”. 

Nota 2: Consideremos por ejemplo Hechos 28:7-10. (Disentería o flujo de sangre, es un trastorno inflamatorio del intestino, especialmente del colón, que produce diarrea grave con sangre. Si no se trata, la disentería puede ser fatal. Causada por una infección bacteriana, infestación de parásitos, o una infección viral). Recordemos también que Jesús tocó a la suegra de Pedro que estaba en cama y con fiebre, y ella se levantó y les servía.

Conclusión: Dios ha diseñado el equipo para que su iglesia camine en victoria. Él ha repartido dones en cada uno de nosotros, debemos con su guianza descubrirlos y ponerlos a servicio de la iglesia. El Señor nos quiere usar, por eso Dios otorga dones poderosos a su iglesia.   
(Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria)
Te invitamos a leer:
1. La primera parte de éste estudio en: EQUIPADOS POR EL ESPÍRITU DE DIOS

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada