Ads 468x60px

EL MINISTERIO DE LIBERACIÓN DE JESÚS

INTRODUCCIÓN: Sin duda, la obra de Jesús fue una obra libertadora. Vino para hacer libres a los hombres de su pecado y condenación, durante su ministerio terrenal anduvo haciendo bienes y sanando a todos los oprimidos por el diablo, y hoy día sigue salvando y liberando a todos aquellos que a él se acercan. Las cadenas y cárceles espirituales son reales, tan reales como el poder de Jesús para liberar...

(Pastores Gonzalo y Andrea Sanabria) 

EL MINISTERIO DE LIBERACIÓN DE JESÚS:  

         I.   CRISTO ES EL LIBERTADOR DE LA HUMANIDAD (Lc. 4:16-19) 

“El Espíritu del Señor está sobre mí, Por cuanto me ha ungido para dar buenas nuevas a los pobres; Me ha enviado a sanar a los quebrantados de corazón; A pregonar libertad a los cautivos, Y vista a los ciegos; A poner en libertad a los oprimidos; A predicar el año agradable del Señor”.

A.  Cristo vino a salvar al hombre de su cautiverio y destino

Nota: la humanidad estaba cautiva ante el dominio demoníaco, gobierno que Adán había entregado. Ante el pecado, sin conocimiento de Dios y de su poder, camino al infierno eterno, pero venido el tiempo llegó Jesucristo. 

B. El Señor Jesús ejerció un fuerte ministerio de liberación 

Nota: esto lo vemos en los evangelios:      
1.  “Y le trajeron todos los que tenían dolencias, diversas enfermedades y tormentos, los endemoniados, lunáticos y paralíticos; y los sanó”. Mt 4:24.
2.  Venían para ser sanados de sus enfermedades y los que habían sido atormentados de espíritus inmundos eran sanados”. Lc. 6:18.
3.  “Y todos los que tenían enfermos de diversas enfermedades los traían a él; y él, los sanaba. También salían demonios de muchos”. Lc. 4:40-41.

Te invitamos a adquirir sin costo alguno nuestro libro cristiano, haz clic ahora aquí en: LIBRO CRISTIANO GRATIS



C.  Observamos varias facetas en el ministerio del Señor: salvación, sanidad y liberación.

II.       LIBERTAD PARA LOS CAUTIVOS Y OPRIMIDOS      

A.  “A pregonar libertad para los cautivos”    

Nota: el griego nos da la idea de publicar o dar a conocer la libertad para uno que ha sido capturado por la lanza o que es prisionero de guerra, nos habla entonces de un conflicto (trauma) donde la persona fue capturada por el enemigo, y por ende su vida o alguna área de su vida no experimenta la libertad en Cristo. Por ej. Un abuso del papá, que genera luego un muro hacia su esposo…  

B.   “Poner en libertad a los oprimidos” 

Nota: el griego nos indica el devolver o enviar en libertad (despedir, perdonar, soltar), a quien ha sido golpeado, herido, roto, destruido o quebrantado por las calamidades. Entonces nos habla de aquella persona que está bajo un yugo o manto de tristeza, miedo, decepción, dolor o frustración por sus continuos fracasos emocionales y/o materiales. Por ej. Sufre continuas depresiones y no intenta nada de nuevo…    

C.    “A predicar el año agradable del Señor”

Nota: este año se refiere al año jubilar o del jubileo, donde se perdonaban las deudas y eran liberados los esclavos, es un período de perdón y libertad.       
 
III.      ALGUNOS EJEMPLOS DE CADENAS Y CARCELES

A.   La mujer sanada en el día de reposo: Lc. 13:10-13, 16.

Nota: es de notar algunas palabras importantes en función del tema:

1. “un espíritu de enfermedad”, hay muchas clases de espíritus inmundos…
2.   “hija de Abraham”, estaba en la sinagoga, era una judía piadosa…
3.  “Satanás la había atado 18 años”; Atar: gr. deo, que significa atar, sujetar, encarcelar, asegurar con cadenas…  se usa en Mr. 5 del endemoniado gadareno… con cadenas… (cadenas, vendas, o lazos…), Jesús dijo: “ligadura” = que en varios pasajes de la Escritura se traduce cadenas…
    
B.  Un hombre llamado Simón: Hch. 8:9, 13, 18-24.      
  
Nota: el v. 13 nos deja ver que Simón se había convertido al Señor, y aún se había bautizado… luego ofreció dinero por el don del Espíritu Santo… Pedro el apóstol tiene una visión de la condición espiritual de Simón, v. 23: «hiel de amargura» denota una maldad extremada, productora de malos frutos.

“en prisión de maldad”, espiritualmente Simón estaba encarcelado en una prisión de maldad, esto no le permitía tener “un corazón recto para con Dios”, él debía: “arrepentirse y rogar a Dios” y también él solicita la ministración de los apóstoles.
             
Conclusión: Cristo vino a dar libertad a los cautivos y sanar a su pueblo, a traer salvación y esto es integral, a veces en nuestra vida ciertas áreas están funcionando mal y nos llevan a lo malo, a una vida diferente a la que Dios ha planeado para nosotros… pero “Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo”.

Te invitamos a leer éstos artículos:
  



0 comentarios:

Publicar un comentario